En la gestación del 15M. Un recuerdo personal.

Con el motivo del 5º aniversario del 15M, y como previo a la jornada mundial de movilizaciones del 15 de mayo 2016 convocado por el movimiento francés Nuit Debout, iniciamos una serie de textos escritos por personas que vivieron el 15M desde dentro. Nuestro compañero Marcos describe su acercamiento a Democracia real YA! muchos meses antes de la famosa fecha. No te pierdas sus recuerdos, sus sensaciones, sus reflexiones:

MARCOS GUTIÉRREZ ACTIVISTA DE DRY MADRID

Dentro de pocos días hará cinco años de una de las fechas más importantes de mi vida (y las de muchísima más gente llena de ilusión). A partir de ese día, la sociedad y la política de este país no volverían a ser las mismas. La gente empezó a darse cuenta del poder transformador que tiene como sujeto político, Sálvame pasó a un segundo plano y los debates políticos se convirtieron en programas de máximo interés. Como os podréis imaginar, hablo del 15M…

3

Ha habido multitud de teorías de cómo se creó, muchas de ellas interesadas. Desde aquí comentaré la forma en que viví todo ese proceso en Madrid. Por esa época militaba en un sindicato libertario de este país. Intentábamos hacer acciones mediáticas que llamasen la atención para que la gente tomase conciencia de los problemas de la crisis y la necesidad de organizarse para combatirlos. Seguíamos con mucho entusiasmo las revueltas árabes cuando, en febrero de 2011, ocurrió un detonante mágico, algo empezaba a moverse. Juventud Sin futuro convocó una manifestación contra la precariedad, con un éxito bastante notable para la situación de inmovilismo de la época. Esa convocatoria de manifestación se promocionó, entre otros medios, con pegatinas que llevaban los mismos colores y tipografías con las que se publicitaron las manifestaciones en VdeVivienda, colectivo en defensa del derecho a la vivienda en el que milité desde el 2006. Todo ello me llevo a participar junto con otros compañeros del sindicato en las asambleas de lo que se empezó llamando Plataforma de Coordinación de Grupos
Pro-Movilización Ciudadana (que después pasó a llamarse Democracia Real Ya, debido a la prensa y al eslogan utilizado para la convocatoria de la manifestación del 15M).

Al llegar a la asamblea, descubrí que en ella participaban principalmente personas sin experiencia anterior, con sus dudas, pero como mucha determinación por hacer algo para cambiar la situación de este país. Me comentaron que tenían previsto hacer una movilización contra la precariedad y a favor de la movilización ciudadana. Nos pusimos manos a la obra para ayudar en la organización, y dentro de DRY se desarrollaron el manifiesto y las propuestas de lo que después se llamaron “los 8 puntos de DRY”: eliminación de los privilegios de la clase política, lucha contra el desempleo, derecho a la vivienda, servicios públicos de calidad, control de las entidades bancarias, fiscalidad, libertades ciudadanas y democracia participativa, y reducción del gasto militar.

A la par que trabajábamos los contenidos de nuestras reivindicaciones, empezamos a elaborar la estrategia comunicativa, tanto en redes sociales como fuera. Se concretó la fecha de la movilización, se eligieron varios portavoces y se decidió hacer una campaña de carteles y pegatinas, así como una rueda de prensa días antes de la manifestación. Estas decisiones se tomaron de forma asamblearia y horizontal, reunidos en el Patio Maravillas, que nos cedió espacio para las asambleas. Para todo ello hacía falta dinero, así que lo primero que hicimos es “aflojarnos el bolsillo” todos los activistas de DRY, cada uno con lo que podía, y luego realizamos una fiesta en La Casika de Móstoles.

Es en este punto cuando empezaron a aflorar problemas relativos a la organización de la manifestación. Se decidió hacer la manifestación comunicada, y es aquí donde junto a mis compañeros del sindicato nos pusimos manos a la obra, ya que teníamos experiencia en ello. Intentamos que nuestro sindicato en Madrid pusiera su NIF y tener una cobertura en caso de multas. Lo comuniqué personalmente al secretariado permanente de la confederación de nuestro sindicato en Madrid, pero me dieron un no por respuesta. Así que no nos quedó más remedio que hacerlo aportando DNIs personales. Varios días después recibimos una petición de Delegación de Gobierno para ir a negociar la organización y desarrollo de la manifestación (por lo que ya se notaba que estaban nerviosos con lo que estábamos gestando). Acudí junto con otro compañero para que nos comunicasen qué dudas tenían sobre nuestra petición. En aquella reunión no faltaba ni un solo representante de los poderes públicos: estaba el mando de la UIP, de la Policía Nacional y de la Municipal, de la Brigada de Información y el subdelegado del Gobierno. En ella nos comunicaron que nos iban a dar los permisos de la manifestación, pero que les preocupaba este proceso, ya que interpretaban que la manifestación iba a ser importante en cuanto a asistencia y que podía haber altercados. Nos obligaron a hacer un dispositivo de orden de nada menos que 300 personas (en las asambleas de DRY no éramos más de 50) y a ir todos identificados con petos amarillos.

Comunicamos tales peticiones a la asamblea y pudimos obtener los 300 petos gracias a un compañero de una organización de desempleados. Conseguir la gente para el “servicio de orden” ya fue otra cosa: tuvimos que tirar de amigos, compañeros de sindicato, compañeros del Patio Maravillas, JSF, Casablanca, etc., y no nos fue fácil, ya que por esa época todo estaba bastante parado. Tuvimos que buscar debajo de las piedras para llegar al número requerido. También recuerdo ir a hablar con diversos compañeros de los movimientos sociales para comentar el cariz de la movilización y que no hubiese ningún problema, ya que al haberla legalizado con DNIs personales teníamos bastante miedo de que se produjese algún altercado que nos pudiesen achacar. En esos mismos días se produjo la rueda de prensa en el ateneo de Madrid. No fue “muy allá” en cuanto a presencia de medios, pero no nos vinimos abajo debido a la cantidad de gente que teníamos en nuestra fanpage de Facebook y el feedback que nos daban.

Llegó el esperado día, y estábamos nerviosísimos. Teníamos todo lo mejor organizado que podíamos con nuestros precarios medios, y se produjo el milagro: flipamos con la cantidad de gente que había acudido… ¡No nos lo creíamos!

Esperábamos algo de gente, pero ni mucho menos la cantidad de personas que asistió. Empezamos la manifestación muy nerviosos y pendientes de todo, y poco a poco nos fuimos relajando y disfrutando. Salió maravillosamente bien: una movilización como hacía años que no se veía. Tras la manifestación nos fuimos a celebrarlo. En el bar nos iba llamando gente para preguntar por compañeros que habían perdido por el camino, por si estaban detenidos por los pequeños incidentes de última hora totalmente ajenos a la organización. Esos nombres que nos iban dando se los pasábamos a los abogados que se ofrecieron para dar cobertura a la movilización. Después de celebrar, ya tarde, algunos de los militantes de DRY bajamos a Sol, donde nos comentaban que se habían concentrado compañeros para pedir la inmediata liberación de los detenidos.
Esos compañeros tomaron la decisión en asamblea de quedarse toda la noche y las noches que fueran necesarias hasta que soltasen a los compañeros detenidos. Después de varias noches, los compañeros concentrados fueron reprimidos por la Policía, lo que creó un movimiento de solidaridad como respuesta a esas agresiones, que fue el germen de la acampada de Sol.

Esto es todo lo que recuerdo sobre el maravilloso proceso pre15M. Seguro que me dejo muchísimas cosas en el tintero, pero simplemente revivirlo para escribir estas líneas me ha puesto el pelo como escarpias. Veremos cómo sigue evolucionando todo después de este aniversario, en el que celebraremos el 15M junto a nuestros compañeros indignados de Francia.

¡Salud, acierto y fuerza!

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>